Selecciona tu país

¿Siempre te ha intrigado cómo funciona el comportamiento humano? Si tu respuesta es afirmativa, quizás deberías plantearte estudiar psicología. Las salidas de psicología son muy numerosas y es interesante como las nuevas tecnologías han tenido efectos sobre las mismas. Te contamos cuáles son esos efectos y cómo han cambiado la forma en que se aplica la psicología en la actualidad.

Descarga nuestra guía gratuita: Las áreas de la psicología y la aplicación de las nuevas tecnologías

 

Internet y las comunicaciones

El extraordinario desarrollo de internet durante los últimos años ha supuesto el surgimiento de diversas aplicaciones que han hecho evolucionar a la psicología. Hasta hace no mucho había personas que por sus problemas de movilidad o porque vivían en lugares aislados, no tenían posibilidad de acudir a un psicólogo.

Todo eso ha cambiado y ahora el uso de internet ha hecho posible la asistencia psicológica online. Es evidente que no es lo mismo que acudir a un psicólogo en persona, pero es una forma de ayudar a todas las personas que necesiten un tratamiento psicológico.

 

Las redes sociales y los datos que se pueden extraer

Las redes sociales como Facebook, Twitter o Linkedin, se han convertido en una forma de comunicación que, a la vez, aporta datos muy importantes sobre las personas. El estado psicológico de una persona se puede deducir de sus publicaciones, por lo que es posible que sirva de ayuda a los terapeutas a la hora de conocer más a fondo el comportamiento de una persona.

Junto con la terapia psicológica, los datos de las redes sociales y el big data, que veremos a continuación, es posible realizar diagnósticos más acertados en diversas salidas de psicología como la psicología clínica.

 

Big Data: el tratamiento de datos masivos

El término Big Data hace referencia al tratamiento y análisis de enormes repositorios de datos. Cada día se genera un gran volumen de información y el saber manejar todos esos datos puede aportar muchas ventajas en diversos campos y, entre otros, en la psicología.

Los psicólogos deberán aprender a manejar esa gran cantidad de datos para sus investigaciones y para encontrar patrones que ayuden a tratar determinados trastornos.

 

Salidas de psicología: realidad virtual y la realidad aumentada

La realidad virtual y la realidad aumentada son dos tecnologías que se han aplicado en la psicología clínica para tratar fobias o trastornos relacionados con la imagen como la bulimia o la anorexia.

Con la realidad aumentada se permite al paciente que tiene una fobia sumergirse de forma gradual a través de un entorno controlado en la situación que le produce esa fobia. Por otra parte, determinados programas de realidad virtual hace posible que las pacientes con trastornos de imagen vean su propio cuerpo desde fuera e interactúen con el entorno.

 

Correo electrónico y mensajería instantánea

Otros dos instrumentos que han cambiado la forma en la que el psicólogo y su paciente se relacionan son el correo electrónico y la mensajería instantánea como WhatsApp. Permiten, junto a las videoconferencias, una asistencia más constante e incluso no interrumpir la terapia en el caso de que el paciente tenga que trasladarse y no pueda asistir a las sesiones de forma presencial.

 

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia