Selecciona tu país

¡Qué tentador es el mercado online! Millones de personas en cualquier parte del mundo son clientes potenciales. Las barreras se desdibujan, las posibilidades se multiplican y la idea de ser psicóloga online va calando cada día en más profesionales (o futuros profesionales) del sector. Nosotros te decimos adelante, lánzate, pero antes, ten en cuenta algunos puntos que pueden hacer más fácil el camino del emprendimiento como psicóloga online. En nuestro artículo intentaremos seguir un orden lógico, desde las primeras acciones o condiciones que deben estar creadas hasta esas últimas que debes realizar, y mantener, para alcanzar el éxito como psicóloga online.  

Descarga nuestra guía gratuita: Las áreas de la psicología y la aplicación de las nuevas tecnologías

 

Ten esto en cuenta si quieres ser psicóloga online

  • Cumple los requisitos legales que se exigen para tu especialidad: básico es tener el título de grado oficial en Psicología. Si además quieres dedicarte a la psicología clínica, al menos en España, debes estar habilitado como psicólogo general sanitario. Dependiendo de tu lugar de residencia los requisitos pueden variar. Consultar en los colegios de Psicología sobre los permisos necesarios es una buena idea. Que sea online tu actividad profesional, no te exime de cumplir con las reglas.
  • Define tus medios de comunicación: ¿Tus consultas serán por videollamadas? ¿Solo por llamadas telefónicas? ¿También brindarás servicios por correo electrónico? Define claramente la vía por la que atenderás a tus pacientes y delimita el servicio específico. Las llamadas pueden ser a través de la línea de una compañía tradicional, pero las videollamadas ya llevarán un servicio más específico como Skype u otros más especializados que hay en el mercado. La diferencia es que Skype es gratuito, mientras que otras opciones más profesionales son de pago.
  • Adquiere tu infraestructura: ya estás segura de que puedes ejercer como psicóloga online, sabes cómo quieres brindar tus servicios, ahora toca asegurarte los equipos y el lugar donde poder ejercer. El lugar puede ser tu propia casa o una oficina, de cualquier forma, debes asegurarte de que la imagen que proyectan tú y tu ambiente a través de la cámara, sea la de un profesional capacitado para resolver el problema de tu paciente/cliente.

En el espacio que elijas, recuerda que debe haber un ordenador con acceso a Internet, una línea telefónica, audífonos con micrófonos de calidad (no quieres que tu paciente solo escuche ruidos) y todas las otras cosas que hay en una oficina: mesa, silla, archivadores, etc.

  • Define los medios de pago: las opciones básicas son por transferencia bancaria y por PayPal, esta última cada vez más preferida por los clientes. Ten en cuenta que existen certificaciones que dicen a los clientes que tu sitio es seguro para pagar, lo que nos lleva al siguiente punto.
  • Crea una web: este paso casi que puedes ir desarrollándolo a la par de los anteriores. Tener una web es básico si quieres ser psicóloga online. Un sitio online atractivo generará confianza en tus futuros pacientes y, además, es el espacio digital donde estarán los puntos de acceso a los medios de comunicación con tus pacientes/clientes y a las pasarelas de pago. Recuerda que no solo debe ser atractivo, si no seguro, algo que debes tomar en cuenta en el diseño.

Para crear una web hay diversidad de opciones en el mercado, algunas tan sencillas como Wix y otras tan populares como Wordpress. Dependiendo de tu grado de pericia puedes optar por uno u otro gestor de contenido, o simplemente contratar a un especialista para que haga tu sitio online.

  • Busca clientes: el punto más importante y complicado. Todo lo anterior lo puedes tener listo en una semana, que te lleguen clientes puede tomar más tiempo y esfuerzo. La publicidad no las vas a poder ignorar. La buena noticia es que cuentas con varias opciones, desde la publicidad paga en buscadores como Google o Bing, hasta la que puedes realizar en redes sociales como Facebook o Twitter, esta última puede ser de pago, pero si generas contenido de calidad, las redes sociales pueden convertirse en tu mejor aliado.

Un blog en tu web, en el que escribas contenido interesante, hará que los clientes lleguen a ti de forma natural. Y tampoco ignores el boca a boca de toda la vida, posiblemente por ahí te llegue tu primer cliente.

  • Cumple con los requisitos legales para desarrollar una actividad económica: antes de tener el primer cliente hay que cumplir con hacienda y la seguridad social. Acércate a sitios con servicio de orientación a personas emprendedoras, seguro te darán una guía precisa sobre lo que debes hacer para que tu negocio cumpla con todos los requisitos legales y puedas dedicarte a lo que más quieres, a ser psicóloga online.

 

 

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia