Las especialidades de enfermería oficiales, y también las no oficiales, son numerosas. Aunque el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte español solo reconozca siete, en la práctica las especialidades de enfermería son más. Una enfermera que lleva 5 años trabajando en un centro de atención a enfermedades hepáticas, no ha desarrollado los mismos conocimientos y competencias que otra que lleva igual cantidad de años en la consulta de tabaquismo del hospital. En nuestro artículo explicaremos en qué consiste cada una de esas siete especialidades reconocidas oficialmente, que son:

  1. Enfermería Obstétrico-Ginecológica (matrona)
  2. Enfermería de Salud Mental
  3. Enfermería del Trabajo
  4. Enfermería Geriátrica
  5. Enfermería Pediátrica
  6. Enfermería Familiar y Comunitaria
  7. Enfermería en Cuidados Médico-Quirúrgicos

 

Descarga nuestra guía gratuita: Tecnología y salud. Las 10 tendencias que definirán el futuro del sector sanitario

 

Especialidades de enfermería

Enfermería Obstétrico-Ginecológica (matrona)

La más popular de todas las especialidades de enfermería, la más elegida por los profesionales del sector. La enfermería Obstétrico-Ginecológica se encarga de atender la salud de la mujer y el recién nacido. Está en su campo de acción velar por la salud sexual de la mujer, por el buen transcurrir del proceso de embarazo y por la salud del recién nacido.

Enfermería de Salud Mental

Los enfermeros/a especialistas en salud mental dan apoyo y atención a personas con alteraciones mentales. Un profesional de esta especialidad no solo tomará parte activa en la ejecución de tratamientos, sino que adoptará un rol educativo y de promoción de salud mental a nivel individual y comunitario.

Enfermería del Trabajo

Una de las especialidades de psicología menos conocida. Antiguamente llamada enfermería de empresa, los profesionales de esta área se ocupan de velar por la salud de los trabajadores en relación a su puesto de trabajo. Un enfermero del trabajo atiende al empleado en caso de una urgencia, adopta medidas para disminuir los riesgo laborales y tiene un papel activo en la promoción de salud dentro de su institución.

Enfermería Geriátrica

Una de las especialidades de enfermería con más perspectivas de crecimiento. Los enfermeros geriátricos ofrecen atención y cuidado especializados a personas adultas mayores. Además de la formación básica y general en enfermería, estos profesionales cuentan con conocimientos profundos sobre el ciclo vital y las características biopsicosociales de los mayores.

Enfermería Pediátrica

Si desde la enfermería geriátrica se provee atención enfermera a personas adultas mayores, desde la enfermería pediátrica esa atención y cuidado van estar dirigidos a bebés, niños y adolescentes hasta los 16 años de edad. Lo anterior implica que el enfermero debe poseer amplios conocimientos sobre el desarrollo infantil y sobre los procesos de salud y enfermedad en ese periodo. Su labor se realizará en intercambio constante con padres y demás familiares.

Enfermería Familiar y Comunitaria

Para la enfermería Familiar y Comunitaria la labor de promoción de salud y prevención de enfermedades a nivel individual, familiar y comunitario es esencial. La enfermera de familia y comunidad tiene un importante rol educativo y de divulgación en el campo de la salud. Entre sus objetivos está el promover el autocuidado entre los miembros de la comunidad.

Enfermería en Cuidados Médico-Quirúrgicos

Los profesionales de la enfermería médico quirúrgica se ocupan de proveer de cuidados enfermeros especializados a personas que están pasando por un proceso de enfermedad o por un diagnóstico. Su labor es especialmente importante en las intervenciones quirúrgicas, en la atención a personas con enfermedades crónicas y en la atención a urgencias médicas.  

Ebook GRATIS: Tecnologia y Salud

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia