La promoción de la salud es uno de los pilares sobre los que se sustenta una sociedad exitosa.

Es la clave para tener ciudadanos más saludables y también la vía para disminuir los gastos derivados de la enfermedad, sobre todo ante el escenario de cambio demográfico al que nos enfrentamos debido al envejecimiento de la población.

Promover salud es conquistar salud, pero ¿qué es exactamente la promoción de la salud?

 

¿Qué es la promoción de la salud?

El concepto más citado es el de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que plantea que la promoción de la salud es:

  • el proceso que permite a las personas incrementar el control sobre su salud

Entendiendo que:

  • la salud es un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades.

Esta concepción de salud implica que la promoción va más allá del campo médico e implica factores ambientales, económicos, biológicos y de estilo de vida.

 

Distinguiendo conceptos

Es habitual escuchar que se utilizan los términos educación para la salud y promoción de la salud como sinónimos.

Y si bien es cierto que cuando se hace educación para la salud se está haciendo promoción, no siempre que se hace promoción de la salud se está realizando a través de la educación.

Descarga nuestra guía gratuita: Tecnología y salud. Las 10 tendencias que definirán el futuro del sector sanitario

Educar para la salud es proveer de información y conocimientos a individuos y comunidades que les permitan adoptar comportamientos saludables.

La promoción de la salud es un concepto mucho más amplio en el que caben acciones de naturaleza diversa, por ejemplo, construir un gimnasio al aire libre es promover salud, sin que por ello se hayan ejecutado acciones de educación para la salud.

 

¿Qué objetivos persigue la promoción de la salud?

Como el propio concepto plantea, uno de los objetivos primarios de la promoción de la salud es que las personas tomen el control para convertirse en individuos más saludables. Además, este proceso persigue:

  • Transformar las condiciones de vida que puedan estar influyendo negativamente sobre la salud.
  • Estimular hábitos saludables de vida.
  • Posibilitar el acceso a oportunidades de información, económicas, científicas y tecnológicas que favorezcan el control sobre la propia salud.

 

Ejemplos de promoción de la salud

Aumento de las áreas verdes

Se ha encontrado que las personas que viven cercanas a zonas verdes realizan más actividad física y tienen mejor calidad de vida en general.

En la actualidad, todo proyecto urbanístico tiene entre sus prioridades definir y crear zonas verdes.

Creación de gimnasios al aire libre

Desde hace varios años, en el contexto español, se han visto surgir los llamados gimnasios al aire libre, espacios en los que gratuitamente las personas pueden realizar deporte.

De esta forma se estimula la actividad física y todos los beneficios para la salud que trae aparejada.

Campañas antitabaco

Son muy numerosas las acciones que tienen por objetivo evitar o eliminar la adicción al tabaco.

Desde las ya inapelables leyes que prohíben fumar en espacios colectivos que no están al aire libre, hasta los programas específicos de prevención que existen en los centros hospitalarios; todas son acciones que contribuyen a evitar o erradicar uno de los hábitos que más atentan contra la salud.

Información alimentaria que se facilita al consumidor

Desde hace algunos años es obligatorio que los productos alimenticios procesados lleven información nutricional detallada sobre el aporte energético, las grasas saturadas, los azúcares y la sal.

Con esta medida se persigue que los consumidores tomen decisiones más informadas sobre lo que consumen desde el punto de vista nutricional.

 

Ebook GRATIS: Tecnologia y Salud

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia