Selecciona tu país

Un aula de estimulación multisensorial es un espacio habilitado para que los alumnos con algún tipo de discapacidad puedan interactuar con el medio a través de la estimulación de sus sentidos. Es un espacio ideal para trabajar diferentes tipos de discapacidades a través de la relajación y la estimulación, por lo que se convierte en un entorno óptimo para la educación especial.

La principal finalidad de los espacios o aulas multisensoriales es que los niños tengan la oportunidad de estar expuestos a estímulos controlados con un doble objetivo: adquirir una serie de aprendizajes por medio del descubrimiento y desarrollar el máximo potencial de sus habilidades escolares, sociales e intelectuales.

Características de las aulas multisensoriales

Básicamente se trata de una sala subdividida en diferentes espacios o rincones que por sus características y componentes posibilita llevar a cabo sesiones de estimulación sensorial. Además de tener una disposición que permita a los alumnos desplazarse con total seguridad, incluso si utilizan sillas de ruedas, estos espacios se caracterizan por:

  • Una iluminación tenue y sin deslumbramientos o cualquier otra circunstancias que pudiese interferir con el interior o provocar la pérdida de concentración.
  • Aunque no hace falta que sea un habitáculo insoronizado, sí que tiene que ser una zona tranquila y libre de ruidos o molestias sonoras.
  • El color debe estar en consonancia con la funcionalidad del aula. Por ejemplo, si va a ser utilizada por alumnos con deficiencias visuales, los colores con contrastes pueden resultar de gran ayuda.
  • El mobiliario deber ser accesible a todos los alumnos y adaptado para evitar accidentes.
  • Debe contar con elementos de seguridad pasiva: paredes y columnas acolchadas, conexiones eléctricas seguras, ausencia de cantos peligrosos, etc.

Ventajas de este tipo de aulas

Los espacios multisensoriales pueden ser de gran ayuda para todo tipo de alumnos, en especial para aquellos que precisan de necesidades educativas espaciales (NEE) como los chicos y chicas con trastorno del espectro trastorno autista (TEA) o con algún trastorno importante del aprendizaje o discapacidad física o intelectual.

Esta sería un compendio de sus principales ventajas:

  • Potencia las relaciones positivas entre alumnos o entre estos y sus profesores, al reducirse el estrés y la rigidez típica de los centros educativos.
  • Mejoras importantes en la coordinación y la concentración.
  • Estimulación del pensamiento lógico.
  • Mejora de la calidad de vida de los discapacitados cognitivos. aumentando su grado de autonomía y de reacción ante los estímulos sensoriales.
  • Favorece la comunicación no verbal.
  • Favorece el bienestar emocional y el equilibrio psicológico.
  • En personas autistas, mejora sus habilidades comunicativas, reduciendo sus actividades agresivas y minimizando sus consecuencias.

 

aula multisensorial

El principal valor de las aulas multisensoriales radica en sus diferentes utilidades. Aunque sus posibilidades educativas son muy destacables, favoreciendo la experimentación, seguridad en sí mismo y las posibilidades de los alumnos, estos espacios también pueden servir como terapia rehabilitadora y sociabilizadora. A nivel de rehabilitación, estas aulas son perfectas para ejercitar el área o sentido afectado (piernas, brazos, vista, oído), mientras que los niños con problemas de sociabilización encuentran en estos espacios la relajación y seguridad suficientes para vencer sus temores a la hora de relacionarse con los demás.

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia