Selecciona tu país

El marketing se trata de cómo comunicar mejor el valor de un producto, servicio o marca a los clientes, compradores o consumidores, con el fin de vender finalmente ese producto, servicio o marca. Estudiar Dirección de Marketing te permite dominar todos los aspectos dentro de esta disciplina, desde la publicidad hasta la investigación de mercado.

Descarga nuestra guía gratuita: El management en la empresa. Nuevas fórmulas para nuevos tiempos

El marketing se empezó haciendo a través del boca a boca, y, aunque la teoría sigue siendo la misma, la práctica ha cambiado considerablemente, aún más debido a la digitalización.

Por qué estudiar Dirección de Marketing

Estudiar Dirección de Marketing es importante para cualquier campo. No importa si planeas ponerte al frente de un departamento dedicado a desarrollar la marca o si progresarás en tu carrera dentro del área de las finanzas. Al aprender los conceptos clave de esta disciplina se adquieren conocimientos relevantes para el negocio, tan fundamentales como:

  1. Comprender al cliente. En el panorama actual, comprender las motivaciones del cliente es fundamental para cualquier empresa. Si no se comprende al cliente y no se conoce el enfoque de marketing de la empresa, se está perdiendo una gran parte de la comprensión del negocio en general. Eso es algo que se aprende al estudiar la teoría de las “Cinco C del marketing”: el cliente, la competencia, la empresa (company), el contexto y los colaboradores. Para comprender la interacción entre estos factores, cómo funciona el sistema y cómo la estrategia de marketing debe antes hacerse un análisis exhaustivo de cada uno de esos componentes.
  2. Descubrir el valor de la marca. El valor de marca es el motivo por el que algunos productos y servicios se recuerdan fácilmente, son más resistentes y pueden cobrar precios más altos por lo que ofrecen al cliente. Descubrir esto resulta especialmente importante si eres el líder de una empresa, un director ejecutivo o un emprendedor que toma decisiones estratégicas sobre la dirección de un negocio. Para tener éxito, debes aprender a medir ese valor y tener claro cómo aprovecharlo.
  3. Mejorar la experiencia omnicanal. La rápida disrupción en el comercio minorista (Amazon es un buen ejemplo) está cambiando la faz de la industria. El consumidor ahora es independiente y puede decidir, en cualquier momento, si compra en línea o en la tienda. Desde la perspectiva del minorista, es importante que sea una experiencia perfecta en todos estos canales diferentes. Hay formas de aprovechar la tecnología para vincular el comportamiento en la tienda a la experiencia en línea y eso lleva directamente al éxito omnicanal, un factor competitivo clave que se aprende al estudiar Dirección de Marketing.
  4. Conocer el proceso de toma de decisiones del cliente y los factores que influyen en él. La mayoría de nosotros somos conscientes de que la forma en que se empaqueta y comercializa un producto puede influir en la decisión de compra del consumidor. Pero ¿qué hay detrás de ese proceso de toma de decisiones? Cuando los consumidores toman decisiones, no se basan en la realidad, sino en lo que perciben como tal. Podemos influir en sus percepciones de formas sorprendentes a través de la presentación, el diseño y la marca, factores todos que influyen en un consumidor y sus decisiones.

Por qué estudiar gestión comercial

Siempre has sido una persona persuasiva y, al pensar en cómo hacer un buen uso de esas habilidades de negociación y persuasión, es probable que hayas considerado una carrera en ventas. Ahí tienes un buen motivo para plantearte una especialización en esta área. Pero hay más razones que justifican por qué estudiar gestión comercial.

Un título en marketing y ventas tiene varias ventajas. Por eso, quienes han pensado matricularse para estudiar Dirección de Marketing, pueden también completar su preparación con una buena formación comercial para beneficiarse de:

  1. Un título así cualifica para más y mejores posiciones. Uno de los mayores y más obvios beneficios de obtener un título en marketing para los profesionales de ventas es el hecho de que puede ayudar a los aspirantes a puestos de trabajo a cumplir con los requisitos que buscan muchos empleadores. Si bien no todos los puestos de ventas requieren una educación universitaria, existe un porcentaje significativo de empleadores que prefieren profesionales de ventas con educación universitaria.
  2. Muchos de los mejores trabajos de ventas requieren un título. No todos los trabajos de ventas se plantean de la misma manera, basta con ver los salarios para imaginarlo. Como regla general, cuanto más complejo y especializado es un producto, más difícil es venderlo. Y a menudo es cierto que los productos difíciles de vender tienden a generar un gran potencial de comisiones. Hay algunas industrias que tienen un potencial de ingresos particularmente fuerte para los profesionales. Tal y como publica el portal de empleo Monster, entre ellos se encuentran los de consultoría de ventas, ventas de medios digitales, ventas de dispositivos médicos, ventas de servicios de outsourcing, ventas de software o ventas de telecomunicaciones. Es importante tener en cuenta que los puestos de ventas en estas áreas son muy buscados y, por lo general, conllevan una dura competencia; por lo que un título en marketing puede ayudar a que el currículum llame la atención de los reclutadores.
  3. Es un refuerzo de confianza. La confianza importa inmensamente cuando se trata de realizar una venta. Muchos roles de ventas requieren hablar con ejecutivos de negocios y otros profesionales altamente capacitados, por lo que cualquier error puede afectar a la confianza. Una educación universitaria no solo puede preparar para mantenerse firme en entornos de alta presión, sino que también ayuda al profesional a sentir que no está fuera de lugar en lo que respecta a su capacitación y experiencia.
  4. Ayuda a estar mejor preparado. Quien se plantea gestionar un equipo de profesionales de ventas o supervisar el trabajo de los profesionales de marketing que contribuyen al éxito empresarial fuera del ámbito de las ventas directas necesita estar preparado para asumir competencias que vayan más allá de las funciones típicamente comerciales. Un título en marketing permite una mayor flexibilidad profesional y hace que opciones como estas sean mucho más viables para la transición.
  5. Sirve para aprender a diseñar planes estratégicos de ventas. Es cierto que siempre puede hacerse parte de las ventas llamando en frío y llevando a cabo negociaciones, pero tener una estrategia efectiva puede convertir a un agente comercial medio en un vendedor mucho más eficiente. Estudiar Dirección de Marketing resulta clave para comprender mejor los matices de las estrategias y tácticas utilizadas por los vendedores más eficaces.

Si te estabas planteando estudiar Dirección de Marketing y ahora conoces también las razones que te confirman por qué estudiar gestión comercial, no descartes ninguna opción. Con el Máster Universitario en Dirección de Marketing y Gestión Comercial de la VIU alcanzarás todas tus metas profesionales.

 

Ebook GRATIS: Management

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia