Selecciona tu país

El uso de las redes móviles está generalizado. Tanto que no se concibe la comunicación sin uno de estos dispositivos. Y no solo en los países desarrollados y avanzados tecnológicamente. También en países en vías de desarrollo la comunicacion inalambrica juega un papel fundamental. Muchas compañías están trabajando en proyectos de cooperación, con los que aumentan las oportunidades de millones de personas.

Estos son ejemplos de cómo las tecnologías wireless ayudan a países que no pueden invertir en infraestructuras de comunicación terrestre. El mundo conectado es una realidad cada vez más patente.

 

Acceso a Internet

En países con economía emergente, los móviles son la vía principal por la que se accede a la red. Internet sería un imposible en esas zonas, tanto por precio como por acceso a instalaciones. De ahí que la conectividad móvil sea tan amplia que ya ha superado en algunos lugares a la red fija. De hecho, más de las tres cuartas partes de las conexiones mundiales se realizan por este tipo de servicios. Y en algunas zonas la implantación roza el 100 %.

Descarga nuestra guía gratuita: Formación en tecnología. Conoce las disciplinas que seguirán demandando profesionales tras la cuarta revolución industrial

Disponer de un acceso a Internet es vital para el desarrollo. De hecho, en países donde se está implementando la comunicacion inalambrica se observa un aumento en los ingresos per cápita. En un porcentaje superior al que experimentan los países que tienen un desarrollo maduro. Mejorando las redes de comunicación las empresas aumentan en competitividad. Y los ciudadanos pueden acceder a trabajos que de otro modo serían imposibles, como la prestación de servicios online.

 

Mejoras en la enseñanza gracias a la comunicación inalámbrica

Disponer de redes 3G no solo ayuda a mejorar a nivel comercial. También lo hace a nivel educativo. Cada vez hay más centros que imparten MOOC’s, cursos en abierto para adquirir todo tipo de conocimientos. Al poder navegar por estas páginas de forma rápida y efectiva, se mejora en campos como el aprendizaje y la enseñanza de todas las materias. El resultado es una población mejor preparada, capaz de desarrollar su talento natural. Y de cultivar capacidades con las que ganarse la vida más allá de las tareas que se le suelen conferir a estos ciudadanos.

 

Cuidado de pacientes en remoto

La medicina y el cuidado de la salud es otro de los campos en los que las comunicaciones inalámbricas están ayudando a zonas deprimidas. En lugares remotos, donde es difícil que llegue un médico o que se pueda atender una urgencia a tiempo, los facultativos pueden comunicarse con pacientes y enfermos crónicos. También es de gran ayuda cuando en determinados lugares solo atiende personal con pocos conocimientos, como cuando se tienen que prescribir medicamentos. Tener acceso remoto a un especialista está salvando a muchas personas. Y mejorando la calidad de vida de la población en general.

 

Relaciones internacionales

Otro de los importantes beneficios de la comunicación inalámbrica es el hecho de que empresas pequeñas puedan cerrar acuerdos con otras en distintos países. Algo que sin una buena conexión es imposible. Hoy, muchos acuerdos comerciales se llevan a cabo de este modo. Y no solo entre empresas de gran tamaño de países desarrollados. También los pequeños de zonas en vías de desarrollo están logrando mejoras significativas.

Estas redes inalámbricas son vitales para el desarrollo mundial. Y es evidente que lo seguirán siendo en el futuro.

 

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia