Selecciona tu país

Úrsula Caser, mediadora de conflictos -consultora independiente- en Mediatedomain, describe con estos términos –emergente y prometedora- la figura del/de la mediador/a ambiental. Y lo hace en una ponencia en el marco del XII Colóquio Ibérico de Geografia.

Recientemente en Valencia el COBCV (Colegio Oficial de Biólogos de la Comunitat Valenciana) realizó la Jornada, “La mediación en conflictes ambientals”, que despertó un gran interés entre los biólogos y de la que facilitamos el acceso a un video de resumen, en el que también se habló esperanzadamente de este nuevo perfil profesional.

Son varios los ejemplos que podríamos dar sobre el creciente y reciente interés de la figura del mediador socioambiental.

No obstante, en Mediacciona, "Foro de reflexión, estudio y difusión sobre la pertinencia del empleo de la mediación en el abordaje de conflictos socioambientales", consideramos que, además de emergente, prometedora y esperanzadora, la figura del mediador ambiental es prácticamente desconocida. También consideramos que incluso en los lugares en los que es más habitual, no es todavía lo cercana que debería ser. Y por último, que este perfil se adapta no solamente a personas con formación base en geografía e historia y biología, sino que puede interesar a un importante abanico de profesionales: educadores ambientales, juristas, ambientólogos, trabajadores y educadores sociales, psicólogos, sociólogos, arqueólogos, forestales, agentes medioambientales y un amplio etc., siempre y cuando complementen esta formación con la de mediación en conflictos socioambientales*.

Para romper este desconocimiento y hacerla cercana a toda la gama de profesionales mencionados hemos preparado esta breve introducción a la temática, que esperamos poder profundizar en sucesivas entregas.

Antecedentes.

El derecho a un medio ambiente sano está en el corazón de las preocupaciones mundiales. Asociado a este derecho está la pertinencia del abordaje de los conflictos ambientales desde técnicas pacíficas de resolución de conflictos. Ello se hizo patente ya en 1992, en La Declaración de Río sobre medio ambiente y desarrollo, en la UNEP Conference-United las Naciones Unidas. De hecho, el principio 26 de dicha declaración instó a los Estados a resolver sus conflictos ambientales pacíficamente y a través de medios adecuados. Este objetivo quedó fortalecido y ampliado en la Agenda 21 de las Naciones Unidas (párrafo 39.10).

Desde entonces las recomendaciones y normativas que proponen y regulan este abordaje pacífico ha crecido y se ha extendido, al menos en el conjunto de los países del espacio europeo e iberoamericano. Veintitrés años después de la Declaración de Río podemos decir que los estados, en general, disponen de los instrumentos jurídicos y las herramientas pertinentes para que esta Declaración pueda tener su aplicación en el día a día.

Sin embargo, para que cobre esta presencia, no es suficiente con una declaración de principios y una normativa adecuada, sino que hacen falta también unos cambios culturales que vayan acercando la negociación, el diálogo y la participación en la gestión de los conflictos; y que ello esté apoyado y refrendado por gobernantes y gobernados en todos sus niveles de interacción. Solo cuando la información, la investigación, la divulgación y la formación en esta materia se instale plenamente en la sociedad podremos hablar de que la figura del mediador ambiental ha entrado de lleno en nuestra vida social. De momento con lo que contamos es con el empuje y la experiencia de profesionales capaces de ir cubriendo la creciente demanda alrededor de esta temática.

De entre los métodos pacíficos –alternativos o complementarios a la vía judicial- hemos seleccionado la Mediación y sobre ella queremos incidir y aportar una serie de cuestiones básicas informativas.

Centrando el tema, ¿a qué conflictos y a qué mediación nos referimos?

  • Es cada vez más común escuchar el concepto de mediación asociado a un cierto tipo de negociación, conciliación, arbitraje o a la mera intermediación. En nuestro Foro nos centramos en la mediación en su sentido estricto “la intervención en un conflicto ambiental de una tercera parte imparcial que, mediante el diálogo y la participación y utilizando diferentes técnicas, ayuda a las partes implicadas a gestionar, resolver y transformar el conflicto, salvaguardando el medio ambiente”.
  • De entre la doble vertiente en la que puede darse la mediación -intra o extrajudicial- nos centramos básicamente en la extrajudicial.
  • En cuanto a la tipología en la que se suelen clasificar los conflictos –según partes involucradas- en intra, interpersonales y sociales, sin duda alguna nos referimos a este tercer grupo. En principio no nos referimos a conflictos comunitarios en los que la base del conflicto está en las relaciones interpersonales, sino en el que están involucrados distintos colectivos y en los que, generalmente, alguna administración pública es parte del conflicto.
  • Entendemos el medio ambiente en su versión más amplia; cuando está afectado el ambiente, el patrimonio, el urbanismo o la cultura.
  • Por todo lo dicho, solemos encontrarlos descritos como conflictos ecosociales, ambientales, socioambientales, multipartes, socioterritoriales, públicos, colectivos o supralocales.

Desde Mediacciona apostamos por convertir la mediación ambiental en una práctica habitual, tanto en la dimensión de profesional independiente, como en la de miembro de un equipo de mediación en el que uno se ocupa de la parte ambiental, como en la de ofrecer servicios complementarios que aborden clara y diferenciadamente esta modalidad de mediación: informativos, formativos o de investigación, entre otros.

En los países latinoamericanos la figura del mediador ambiental tiene más largo recorrido, lo que no quiere decir, tampoco, que sea habitual encontrarlo ejerciendo en pueblos y ciudades. Las referencias de las que disponemos nos remiten a proyectos de cierta envergadura, ligados, muy a menudo, a Consultoras de Organismos Internacionales. Nos despedimos con la invitación a escuchar la entrevista a Juan Dumas, quien se define profesionalmente como mediador medioambiental, y a dejarnos impregnar por su pasión en la materia.

*En fechas próximas la VIU ofrecerá el Máster Universitario en Mediación y Gestión del conflicto en el que una de las Unidades será precisamente destinada al abordaje de los conflictos socioambientales.

[embed]https://www.youtube.com/watch?v=FryB4qyEHSg[/embed]

Liduvina Calatayud Cros es licenciada en Geografía e Historia, mediadora y coordinadora de la Iniciativa MEDIACCIONA (Foro de reflexión, estudio y difusión sobre la pertinencia del empleo de la mediación en el abordaje de conflictos socio ambientales), socia de In Valencia Mediación (IVMed) y colaboradora docente de la VIU en el Máster Universitario en Mediación y Gestión del Conflicto.