Selecciona tu país

La electrónica del automóvil se ha posicionado con firmeza como unos estudios que cada vez más personas atraídas por el mundo del motor y de los coches están interesados en realizar. Uno de los motivos principales es la gran cantidad de salidas profesionales que proporciona, pero también genera un notable interés debido al dinamismo de sus lecciones y a la atracción que despierta todo lo que rodea al mundo del automóvil.

Descarga nuestra guía gratuita: Formación en tecnología: Conoce las disciplinas que seguirán demandando profesionales tras la cuarta revolución industrial

 

De afición a profesión

Muchos de los estudiantes que deciden introducirse en el mundo de la electrónica del automóvil lo hacen como forma de llevar más allá su afición personal por los coches. Un elemento tan importante en la vida de las personas como el automóvil es lógico que despierte las pasiones y las ganas de aprender de todo tipo de personas. Aprendiendo la electrónica del automóvil junto a otros conocimientos fundamentales de este tipo de profesión, los estudiantes estarán capacitados para trabajar con coches en multitud de contextos. Por otro lado, se trata de un tipo de conocimiento que siempre juega un buen papel en el currículo de los profesionales al aportar valor añadido respecto a otros estudios previos que puedan tener. Este tipo de curso comienza desde las bases para acompañar al alumnado en todo lo que debe aprender. Se da inicio conociendo las distintas partes que forman los automóviles. Esto es fundamental, tanto como para un doctor es conocer los huesos del cuerpo humano en su totalidad. A partir de aquí los estudiantes irán aprendiendo el resto de temas que les convertirán en expertos y que les permitirán trabajar como mecánicos tras un aprendizaje dinámico y ameno. Por ejemplo, aprenderán los tipos de motores térmicos que existen y la forma de trabajar con ellos. También se les instruirá en las bases de los sistemas de refrigeración, lubricación y en todo lo relacionado con los motores.  

Mucho más que un conocimiento general

Lo importante de instruirse en la electrónica del automóvil es que los estudiantes no raspan la superficie de este amplio tema, sino que aprenden en profundidad. Así, una vez se han dejado atrás los prolegómenos, los alumnos van aprendiendo mucho más a fondo sobre todas las partes, posibilidades y variaciones de los coches. Esto incluye entender cómo funcionan los distintos tipos de motor, como los diésel, aprender el funcionamiento de los varios estilos de circuito existentes y a revisar la seguridad en todos los aspectos del coche. Por supuesto, una gran parte del trabajo que se realiza en estos estudios reside en permitir que los alumnos aprendan a resolver averías e incidencias. Esto es clave para poder desenvolverse de forma conveniente en un marco en el cual sea necesario encontrar una forma de salir de situaciones complicadas.  

Grandes salidas laborales

Como decíamos, uno de los aspectos positivos de este tipo de formación es lo lejos que se puede llegar una vez se han obtenido los conocimientos necesarios. Los expertos en el sector del automóvil pueden pasar a solicitar un puesto como mecánicos en distintas categorías, tanto en general con coches como de electricista especializado en vehículos. En otros casos una buena oportunidad es la de ser electromecánico de coches, pero hay otras categorías de mecánicos frecuentes, como la de aquellas personas que trabajan de forma exclusiva en sistemas auxiliares y motores. Para todos aquellos talleres en los que se necesitan hacer reparaciones con urgencia hay una búsqueda constante de profesionales que puedan reparar sistemas de transmisión, de dirección, frenos, de suspensión o neumáticos en todas sus vertientes y en especial sobre los sistemas que gestionan su funcionamiento. Por supuesto, un profesional con grandes conocimientos del sector del automóvil también será capaz de hacer un trabajo perfecto en un puesto relacionado con la distribución o venta de piezas y otros elementos de los coches. Y otra ocupación que se oferta con frecuencia es la de las personas que se especializan en instalar accesorios en los automóviles a razón de los deseos de los clientes. En general son muchas las profesiones y puestos de trabajo que se pueden conseguir gracias a la formación que proporcionan estos estudios. Sin duda, un buen motivo por el cual están ganando cada vez una mayor aceptación entre los estudiantes.  

 

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia