El futuro ha llegado. Los tipos de robots que antaño sonaban a pura ciencia ficción ahora son tecnología cada vez más real, asentada entre todo tipo de industrias o de una previsión de aceptación cada vez mayor. En los próximos diez y veinte años se verá cómo los robots llenarán las calles, los edificios gubernamentales, las tiendas o los propios hogares de las familias. Los robots van a estar presentes en todas partes y es conveniente llegar a conocerlos para entender mejor sus funciones.

 

Robots industriales

Es el tipo más estandarizado de robot en la actualidad, utilizándose en el sector industrial para realizar trabajos duros y de gran carga física que para las personas resultan inviables. En ningún caso suelen ser robots de cuerpo completo, dado que lo que se replica en mayor medida son los robots en forma de brazo. Realizan tareas reiterativas que, al mismo tiempo, requieren precisión. No solo se utilizan para cargar pesos, sino que también tienen aplicaciones como la de pintar, utilizando en todo momento un alto nivel de efectividad, mientras que en otros casos son capaces de usar otro tipo de herramientas.

 

Robots médicos

En los quirófanos se ha visto cómo los robots han llegado a tener una presencia enorme. Se utilizan en operaciones de cirugía sensibles que requieren precisión y eficacia para procesos en los que solo los humanos más habilidosos podrían igualar sus niveles de eficacia.

Descarga nuestra guía gratuita: Formación en tecnología. Conoce las disciplinas que seguirán demandando profesionales tras la cuarta revolución industrial

También son útiles como soporte para la entrega de herramientas o materiales en operaciones, sirviendo como apoyo de los especialistas. Otro de sus usos es el de ayudar al levantamiento de los enfermos que tienen problemas de movimiento y que cuentan con un peso más elevado del habitual. Las instituciones médicas cada vez tienen más robots en su plantilla.

 

Robots de atención al público

En multitud de negocios a lo largo del mundo, sobre todo en Japón, hay empresas que están implementando robots en sus tiendas, restaurantes u hoteles para recibir a los clientes. De esta manera tienen una forma muy interesante de dar soporte a los humanos que trabajan en las instalaciones, sobre todo en lo relacionado con abrir la atención a turistas gracias a que los robots pueden hablar en multitud de idiomas. Algunos de estos robots ya se han dejado ver en tiendas de ropa y en bancos en los que los visitantes solo tienen que hablar con el robot, utilizar su pantalla táctil y obtener toda la información necesaria.

 

Robots domésticos 

La película «Yo, robot», basada en una obra del visionario de la robótica Isaac Asimov, detallaba bien la manera en la cual los robots llegarían a estar presentes en el mundo cotidiano. Se convertirían en algo común en las casas, ayudando sobre todo a que las personas mayores, que cada vez están más aisladas del exterior, tengan un apoyo para poder realizar todas aquellas tareas necesarias en su día a día. Actualmente ya hay robots que hacen trabajos automatizados, como los robots que aspiran el suelo y se mueven por la casa de forma automática al estilo de los populares Roomba. En el futuro habrá más robots y se extenderá el concepto de que puedan realizar no solo una única tarea como es común en la actualidad, sino que puedan ser más versátiles y realizar más acciones. Está por ver, eso sí, el nivel de inteligencia artificial con el que contarán estas máquinas.

 

Robots militares 

De forma sorprendente, los robots no encuentran en el sector militar su mayor campo de acción. En realidad hay robots que se aplican en este tipo de contexto, pero no pensando en acciones bélicas, sino más bien de apoyo. Por ejemplo, hay robots destinados a la desactivación de bombas, al transporte de materiales o incluso al reconocimiento de territorios por medio de cámaras de última generación.

 

Ebook GRATIS: Formación Tecnologia

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia