Selecciona tu país

Profesoras de la VIU ofrecen mañana en el IVI una charla sobre ‘Emociones en el embarazo para evitar otras problemáticas, la depresión postparto’ 

  • Esta depresión llega a mostrar su mayor severidad entre el segundo y tercer mes después de haber dado a luz
  • Gemma Candela, profesora del Grado de Psicología de la VIU, afirma que la prevención es clave para no padecer una DPP

(Valencia, 17-09-2013).- La depresión postparto (DPP), de acuerdo con los estudios de prevalencia más recientes, puede llegar a afectar al 25% de las mujeres, según ha manifestado  Gemma Candela, profesora del Grado Oficial de Psicología

impartido por la

Universidad Internacional Valenciana (VIU), que junto a la también docente, Estrella Alfonso, impartirán  mañana miércoles 18 de septiembre, a las 19:30 horas la  charla ‘Emociones en el embarazo para evitar otras problemáticas, la depresión postparto’ en el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI), en la calle Policía Local número 3 de Valencia. Las personas interesadas en asistir –no se requiere inscripción- puede llamar al 963050900 (Unidad de Medicina Maternofetal) para comunicar su presencia.

Esta depresión se produce a partir del primer mes después de haber dado a luz mostrando su mayor severidad entre el segundo y el tercero. En las dos semanas posteriores al parto puede aparecer la denominada ‘Depresión Puerperal’, caracterizada por un episodio depresivo de carácter leve. Aunque las causas exactas de desconocen, existen múltiples factores psicosociales que pueden propiciar su aparición, entre ellos, cabe destacar la falta de sueño, de libertad y de tiempo, así como el aumento de responsabilidades. También son posibles causas, los cambios en las relaciones sociales y laborales.

Existen también causas biológicas como consecuencia de las fluctuaciones en los esteroides Gonadales, Progesterona y Estrógenos que tienen una implicación directa e indirecta en la génesis de la depresión, debido a su acción sobre el Sistema Nervioso Central.

Mayor prevalencia en adolescentes y afección en los hombres

La profesora Candela que imparte clases en el Grado Oficial de Psicología de la VIU especialidad en la rama de Ciencias de la Salud apunta que la prevalencia es mayor en adolescentes, disminuyendo progresivamente con el aumento de la edad. Un embarazo no planeado, la presencia en el historial clínico de anteriores episodios depresivos, la falta de apoyo de la pareja o el resto de familia y los problemas financieros son factores de riesgo.

Los síntomas de la DPP –explica la profesora- deben tratarse desde su aparición. El eje del tratamiento está centrado en la psicoterapia. “Es necesario que la madre hable abiertamente de sus sentimientos y miedos con un profesional. Además debe aprender a gestionar sus emociones y los cambios a los que se encuentra expuesta. Es preciso que disponga y que se permita a sí misma tener tiempos de ocio y descanso sin el bebé”, apunta.

La DPP también puede afectar a los hombres. Según un estudio realizado a 26.000 parejas por la Universidad de Oxford, a las ocho semanas del nacimiento del bebé, el 4% de los padres mostraban síntomas de depresión (depresión postnatal). En el caso de los hombres, los síntomas van más ligados a la pérdida de libertad, la adquisición de responsabilidades, sus preocupaciones por la economía familiar y la limitación para salir con amigos. La tendencia a no expresar las emociones puede contribuir también a la aparición del cuadro.

Por último, la profesora Gemma Candela apunta que en determinados casos también es recomendable el uso de antidepresivos. ‘Algunas madres lactantes dudan sobre el uso de estos fármacos durante este periodo. No obstante, cabe destacar que existen medicamentos como los Inhibidores Selectivos de la recaptación de Serotonina (ISRS) que suponen un leve riesgo para la lactancia ya que su transmisión por leche materna es muy escasa”. Esta experta también considera importante dotar de estrategias para solucionar los posible conflictos de pareja que puedan surgir.

La DD es un trastorno grave en el que, entre otras, se pueden mostrar agitación e irritabilidad, cambios en el apetito, sentimiento de inutilidad o culpa, pérdida de la concentración, dificultades para dormir, etc. Los cuadros más graves se engloban dentro de la Psicosis, con una elevada activación psicomotora, actividad psicótica, delirios y alucinaciones.

La profesora Gemma Candela ha participado en diversos proyectos de investigación relacionados con el campo de la Psicobiología tanto para la Universidad de València como para la Fundaón ‘Autismo diario’ de la que actualmente es directora científica. Ejerce como Neuropsicóloga clínica pediátrica para el Instituto de Atención al Desarrollo Infantil de Valencia (IADI), es profesora en la VIU, docente en el proyecto ‘Emociones en el Embarazo’ del Instituto Valenciano de Infertilidad  (IVI ) y formadora en los cursos para padres y profesionales de la Fundación Autismo diario. Licenciada en Psicología por la Universitat de València, tiene el Máster en Neurociencias y el Máster en Neuropsicología Clínica.

 

-----AVISO MEDIOS DE COMUNICACIÓN----

La conferencia sobre ‘Emociones en el embarazo’ tendrá lugar mañana miércoles, día 18 de septiembre, a las 19:30 horas en el Instituto Valenciano de Infertilidad, calle Policía Local, 3, en Valencia