Selecciona tu país

Menos conocida que otras especialidades médicas, Medicina Preventiva y Salud Pública tiene un papel más anónimo, pero igual de importante. Su objeto no es solo un paciente, sino la población. Su ámbito no es directamente individual (al menos no siempre), sino que vela por la salud de toda una comunidad. El desconocimiento que rodea la especialidad hace que muchos profesionales tengan dudas sobre sus posibles salidas profesionales, pero ¿sabes algo? No hay razones que sustenten esas dudas, porque las opciones de empleo son muy variadas. Antes de hablar sobre este tema, aprendamos una poco más sobre la especialidad.  

¿Qué es Medicina Preventiva y Salud Pública?

Es una especialidad médica enfocada a la prevención de enfermedades y a la promoción de la salud con el objetivo de proteger y mejorar la salud de las comunidades. En el contexto español se accede a la especialidad vía MIR y tiene una duración de 4 años; el primero de los cuales está dedicado a cursar un Maestría en Salud Pública.

Descarga nuestra guía gratuita: Epidemiología y Salud Pública, las 5 tecnologías que están transformando este campo

El programa formativo oficial de la especialidad en su última versión de 2005 reconoce 5 grandes áreas profesionales dentro de la especialidad de Medicina Preventiva y Salud Pública:

  • Epidemiología
  • Administración sanitaria
  • Medicina preventiva
  • Salud ambiental y laboral
  • Promoción de la salud

 

Salidas laborales de la especialidad Medicina Preventiva y Salud Pública

Centros de investigación

Una de las opciones más evidentes, sobre todo para aquellos que se sienten especialmente atraídos por la epidemiología. Los centros de investigación pueden ser públicos o privados, siendo lo más común es que formen parte de universidades.

Docencia

Una salida profesional muy vinculada con la anterior, ya que de forma habitual un docente también se dedica a la investigación. Sin embargo, hay que hacer notar que no siempre van de la mano y existen excelentes formadores que no desarrollan labores investigativas, por ejemplo, cuando forman parte de organizaciones dedicadas a la promoción de salud.

Departamentos de prevención de riesgo laborales

No es extraño ver cómo grandes empresas lanzan convocatorias de empleo para especialistas en Medicina Preventiva y Salud Pública. En estos casos generalmente van a formar parte del departamento de prevención de riesgos laborales, en muchas ocasiones dirigiéndolo. En industrias de alto riesgo epidemiológico, como la farmacéutica o la alimentaria, la labor de estos profesionales es esencial.

Administraciones públicas

Muchos puestos dentro de las administraciones públicas demandan un especialista en Medicina Preventiva para desempeñar labores de gestión, planificación y evaluación sanitaria. A estos empleos generalmente se accede por oposiciones o concurso, aunque la primera experiencia puede llegar a través de las bolsas de empleo de las administraciones.

Hospitales, centros de salud y demás centros sanitarios

En estos contextos, los profesionales se dedican a llevar las cuestiones relacionadas con la vigilancia epidemiológica, la promoción de la salud y la prevención de enfermedades dentro de su comunidad, por ejemplo, planificando y ejecutando los programas de vacunación.

Organismos internacionales y organizaciones no gubernamentales

Una opción muy atractiva para aquellos que deseen tener una experiencia internacional y dejar una huella profunda en el mundo. Organismos como la ONU y organizaciones no gubernamentales como Cruz Roja, Médicos sin Fronteras o Save the Children tienen una demanda elevada de especialistas en Medicina Preventiva y Salud Pública. Estas son solo algunas de las muchas salidas que tiene la especialidad, un indicador de que el empleo no debe ser una preocupación a la hora de elegir ¡Que prime la vocación!  

Ebook GRATIS: Epidemiologia

Autor

Equipo de Expertos

Universidad Internacional de Valencia