Según recientes informes de IDC, durante 2018 las PYMES invertirán más de 600.000 millones de dólares en tecnología, de los cuales aproximadamente un 30% será en software. Además, esta cifra continuará en aumento hasta al menos 2021. Es por tanto evidente la preocupación de las PYMES por conseguir una mayor modernización y una mejora en sus procesos, que en definitiva les permita ser más competitivas.

En este contexto, conceptos como la transformación digital, y el ánimo por conseguir una excelente experiencia de cliente, suponen aspectos clave como palanca para permitir a las PYMES hacer frente a un mercado cada vez más globalizado. Es precisamente en este punto donde, soluciones relacionadas con la explotación de Big Data, con el objetivo de poner en valor información y datos habitualmente desechados o ignorados, pueden resultar una herramienta estratégica y fundamental para conseguir una mayor diferenciación y productividad.

Sin embargo, a pesar de que, tanto con los datos de gasto en tecnología como de I+D en la mano, podría confirmarse una clara conciencia de la necesidad de inversión y modernización, en el ámbito de las PYMES aún existe un largo camino por recorrer. Pero, ¿cuáles son los motivos?

Sin duda, existen numerosas razones por las que ciertas tecnologías, como las relacionadas con Big Data aún no resultan populares para las PYMES, pero quizá el primer motivo sea por un error de concepto.  Posiblemente parte de la culpa provenga de una traducción rápida y literal del concepto de Big Data, la cual puede hacer pensar que este tipo de Soluciones sólo deberían ser planteadas para compañías donde se trabaje con ingentes cantidades de datos y se requiera una respuesta inmediata. Pero, Big Data es mucho más que eso. Con Big Data no sólo es posible extraer valor oculto de datos internos empresariales (¡aunque sean pocos!), sino también analizar qué está ocurriendo alrededor de nuestro negocio. ¿Verdad que sería interesante conocer qué está haciendo la competencia, qué opinan nuestros clientes sobre nuestros productos, o qué nuevas necesidades se están produciendo? Todo esto, y más, es posible con Big Data.

Sin embargo, si tan potente es esta tecnología, ¿por qué aún no ha llegado, de modo habitual,  a las PYMES? Porque la inmensa mayoría de las Soluciones actuales no están enfocadas a ellas.

1

Tradicionalmente las Soluciones de Big Data han sido orientadas a grandes empresas, donde el coste de implantación, de mantenimiento, de explotación, y la existencia de un equipo técnico cualificado (formado por personal de IT, o incluso Científicos de Datos), no suponen un problema insalvable.

No obstante, es cierto que actualmente sí existen en el mercado ciertas herramientas autodenominadas de Big Data y orientadas a PYMES, donde los problemas anteriormente indicados son claramente mitigados. Si observamos la siguiente figura, dependiendo del nivel de madurez y potencia, teóricamente podríamos encontrar hasta cuatro tipos de Soluciones de Big Data, comenzando por aquellas que simplemente permiten visualizar de un modo sencillo y ordenado datos empresariales, hasta aquellas que deberían ser capaces de guiarnos en la toma de decisiones estratégicas, con capacidad de autoaprendizaje y de mejora continua.

2

Sin embargo, y siendo crítico, la gran mayoría de este tipo de herramientas enfocadas a PYMES, rara vez son capaces de superar el primero de los peldaños, desmarcándose de ellas soluciones como Prometeus IDS (http://www.prometeusgs.com), donde el verdadero potencial del Big Data es democratizado y acercado a las PYMES, dejando así de ser considerado un bien exclusivo y sólo al alcance de grandes empresas.

Sin lugar a dudas, el mercado está cambiando, la inversión en tecnología ha pasado de un should a un must para las PYMES, y las Soluciones de Big Data cada vez estarán más cerca de ellas. Existe un largo camino por delante, donde el Big Data, a pesar de su confuso nombre, terminará por permitir reducir distancias entre pequeños y grandes.

https://youtu.be/pt0SrwXys0w

 

Dr. Arturo Peralta Martín-Palomino.

Profesor del Máster en Big Data y Data Science (VIU)